miércoles, 26 de febrero de 2014

¡PLEgad las velas! ("Ningún viento es favorable para quien no sabe dónde va") || #eduPLEmooc - U7

Shivering sail by Segel - CC
Sin querer sonar pretencioso, cuando empecé hace siete semanas el curso "Entornos Personales de Aprendizaje (PLE) para el Desarrollo Profesional Docente"ya tenía un PLE, gracias a Twitter (desde marzo de 2012) y a leer a profesionales como Jordi Adell o el propio David Álvarez. Conocía también los principales conceptos asociados a las "pedagogías emergentes" relacionadas con las TIC.  Por eso mi Storify de estos dos meses tiene en cuenta ese punto de partida "pre-eduPLEmooc", las tareas realizadas durante el curso, las interacciones, lo que otros compañeros han aportado a las áreas de mi PLE y unas cuantas conclusiones. Creo irreal pensar que estos meses hayan supuesto un cambio significativo en mi PLE, que se cuece en la red a fuego lento, sin prisa pero sin pausa, desde hace 2 años, no desde hace 2 meses, mejorando poco a poco en las competencias digitales de la completa Rúbrica de Conecta13.


Nota: Aunque me gusta el formato "presentación" en Storify, algunas diapositivas sólo se visualizan en la versión "clásica". Puedes consultar el documento en este enlace.
¿Me ha servido de algo este curso? Reconozco que inicialmente las primeras tareas no me resultaron especialmente motivadoras; se hablaba de aplicaciones y cuestiones que ya manejaba, así que durante las primeras semanas iba con retraso y me faltaba implicación, aunque leía los tuits y tareas de los compañeros y participaba en algunos de los interesantes #eduPLEchat de los viernes (gracias, Óscar, por organizarlos). Durante esas primeras semanas, me parecía más interesante seguir construyendo mi PLE que el propio curso que hablaba sobre ellos.

Me volví a "enganchar" a partir de la cuarta unidad, que trataba sobre la creación de una comunidad de aprendizaje y abría el debate con un utópico y creativo desafío. A partir de ese momento, justo cuando algunos lo dejaron de lado, el curso me pareció mucho más dinámico, un verdadero reto y mi papel comenzó a ser más activo. Desde la Comunidad para orientadores educativos que administro, realizamos un Hangout en directo (#MOOCafEOE) y seguimos debatiendo sobre Afania intentando llegar a propuestas concretas relacionadas con las TIC, la orientación educativa y la atención a la diversidad.

¿Ha merecido la pena el esfuerzo de estas últimas semanas? A la izquierda tienes la captura de una imagen del vídeo final del curso. Estoy de acuerdo en que #eduPLEmooc me ha proporcionado herramientas para ampliar aún más mi red personal de aprendizaje. Sin embargo, siento que muchos de los varios miles de compañeros del curso se han "perdido" por el camino acuciados por la prisa de aprender a manejar nuevas herramientas TIC y conceptos abstractos en muy poco tiempo. Recuerdo que yo tardé muchos meses en empezar a hacer verdadera curación de contenidos y en compartir proyectos con otros profesionales. Y la clave, para mí, de un PLE no está en manejar unas u otras herramientas, que cada cual elige en función de sus competencias y preferencias, sino en clarificar qué quieres aprender ("áreas de trabajo o de aprendizaje"), dónde y con quién ("ecosistema y redes"). Sin eso, un PLE puede parecer muy bonito pero estar totalmente hueco. Citando a Séneca (que luce mucho): "Ningún viento es favorable para quien no sabe dónde va".

Además, las prisas no son buenas consejeras y, en las escasas semanas que dura el curso, mucha gente anda más preocupada por la tardanza (¿2 días?) en recibir emblemas y las "injustas" calificaciones que por aprender. Antes de escribir esta entrada leía precisamente un tema abierto en el foro del curso en el que un participante se queja de que no haya un certificado oficial final. Yo ya tengo muchos - demasiados - títulos en un cajón y creo que un título oficial habría hecho de este curso una experiencia más participativa pero seguro que menos sincera, condicionada a las notas, al "aprobado". Es triste que a veces los docentes reproduzcamos los mismos roles que los alumnos y sólo nos preocupemos por recibir palmaditas en la espalda y no por aprender de veras.

Quiero acabar este artículo felicitando (y no por "peloteo") a los capitanes de este barco, a los encargados del curso, por su labor cercana y constante para facilitar las cosas a los demás. Con tantos participantes, sorprende cómo ante las dudas que les he planteado hayan recibido siempre una respuesta ágil y completa.

Ahora toca PLEgar las velas ... O, mejor aún, seguir navegando, contra viento y marea, y aprovechar la PLEamar, bonita palabra que podría definir el amor que ponemos cuando aprendemos algo que nos gusta y disfrutamos. Yo tenía un PLE antes del curso y, enriquecido con lo aprendido, lo seguiré teniendo después. Toca seguir navegando, descubriendo nuevas "afanias", comunidades y personas, con unas u otras herramientas. No es el momento de PLEgar ni tampoco de rePLEgarse y abandonar los PLE creados en retirada, a la deriva. Este es el comienzo. Nos vemos en otro curso y, si no, nos seguimos leyendo en los "bares virtuales".





Esta entrada forma parte del trabajo como alumno del curso "Entornos Personales de Aprendizaje (PLE) para el Desarrollo Profesional Docente" - #eduPLEmooc impartido por David Álvarez, Clara Cobos y Diego García en 2014 para EDUCALAB - INTEF. En concreto, reúne el trabajo para la Unidad 7, con las conclusiones del curso.

Otros enlaces relacionados con esta Unidad:

Tras superar esta unidad, he logrado el tercer emblema del curso, llamado "Docente Conectado", que acredita mi competencia para:

  • Gestionar de forma autónoma mi aprendizaje, fijando mis objetivos, seleccionando y filtrando canales de información y trabajando de forma cooperativa a través de la Red, 
  • Construir y mejorar de forma continua mi Red Personal de Aprendizaje, participando activamente en diferentes comunidades y foros virtuales,
  • Generar y compartir contenidos digitales educativos relevantes para mi comunidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario